Comarca Jacetania Portada – Cabecera

Los Baños de Bosque llegan al Pirineo

JACETANIA Y ALTO GÁLLEGO

Una actividad que proviene de Japón desde los años 80, ‘Shinrin Yoku’ significa literalmente ‘tomar la atmosfera del bosque’. Tambien llamada Terapia forestal, es un paseo casi contemplativo en un entorno natural para reconectar con nosotros mismos y la naturaleza. Ahora ya podemos disfrutar de ello en el Pirineo Aragonés.

Trece Sentidos, Baños de Bosque, comienza su andadura en el Pirineo Aragonés, mas concretamente en las comarcas de la Jacetania y el Alto Gállego. Cristina Martínez es la encargada de realizarla, guía certificada por la ANFT, Asociación Americana de Terapia Forestal.

Esta herramienta que proviene del Japón, ha sido estudiada y llevada a pruebas científicas durante mas de 20 años. Los resultados son evidentes, andar despacio en medio de la naturaleza repercute en nuestro sistema nervioso, aumentando la actividad del sistema parasimpático, siendo éste el responsable de nuestras funciones del descanso y la regeneración. Un baño de bosque “reduce nuestra presión arterial, reduce nuestros niveles de estrés y ansiedad, y eleva nuestras células anticancerígenas (natural killers) entre otros muchos beneficios”, explica Martínez. La evidencia es clara, cuando estamos rodeados de naturaleza nos sentimos mejor, se genera bienestar en todo nuestro ser.

Un viaje individual

Un Baño de Bosque es una experiencia, es un viaje individual, es una desaceleración de nuestro ritmo de vida. Es volver a la naturaleza desde un estado de calma y presencia consciente. Así como toda la naturaleza está interconectada, cuando estamos en ese espacio, pasamos a ser muy conscientes de que somos parte de ella tambien, y de que asi como ella encuentra su equilibrio, nos puede ayudar a nosotras tambien a encontrar el nuestro.

¿Cómo se desarrolla un Baño de Bosque?

Durante aproximadamente 2 horas y media (si es individual suele ser algo menos, y si es un grupo mayor suele ser algo más) se recorrerá un espacio muy pequeño del entorno natural (no mas de 1 kilómetro de ida y vuelta) donde a través de propuestas o invitaciones sensoriales que ofrece la guía se irán abriendo los sentidos “para conectar con el entorno donde estamos y con nosotros mismos”. Esto ya de por si generará un bienestar físico y mental, siendo aveces la experiencia mucho mas trascendental para algunas personas. Así pues, es un paseo lento y consciente, sin riesgos de ningún tipo, “donde a través de actividades sensoriales encontraremos la ‘medicina’ que necesitemos ese día acompañados por el bosque”.

Se puede pensar que un paseo lento y tranquilo en el bosque se puede dar con cualquier persona sin necesidad de ir acompañado por nadie para sentirnos bien. La figura del guía acompaña de un modo sutil ese viaje individual en el bosque abriendo todos tus sentidos (que como dice el nombre, son mas de 5) facilitando esa conexión para potenciar al máximo la experiencia. Te acompaña, facilita espacios de expresión y comunicación, y sostiene esa magia que se genera durante todo el proceso. Te ayuda a bajar ‘aquí y ahora’ y te lleva a un lugar donde igual de otro modo nunca hubieses llegado.

¿Para quién es un baño de bosque?

Para todo el mundo. No hay peligros, no hay esfuerzos. Aun así, hay dos formatos de baños, los de adultos, y los de familia. No son los mismos ritmos los de los niños que los de los adultos, y es por ello que Trece Sentidos ofrece dos tipos de experiencias para que todo el mundo pueda disfrutar y beneficiarse.

  • Baño de Bosque adultos: Puede ser una experiencia individual o en grupo (maximo 15 participantes).
  • Baño de Bosque en familia: experiencias con adultos y niños, minimo de 2 personas y maximo 15.

Esta experiencia pionera en nuestra tierra, tan rica en parajes naturales, potencia un tipo de alternativa de bienestar y salud, dandole otro enfoque a nuestras montañas, vivenciandolas desde el respeto y el cuidado, a ellas y a nosotras mismas.

BANNER DPH Huesca Accesible Portada
Comentarios