Balneario de Panticosa verano

Ercros ampliará la planta de clorito sódico de Sabiñánigo dentro del plan que supondrá la inversión de 22 millones

INDUSTRIA

Ercros tiene previsto invertir 22 millones de euros en su fábrica de Sabiñánigo, en el marco del Plan 3D. Dentro de los ocho proyectos que se desarrollarán en la capital serrablesa, destaca la ampliación de la capacidad de la planta de clorito sódico, con la puesta en marcha de una nueva línea de producción que permitirá casi duplicar la capacidad actual. Igualmente, se construirá una nueva planta de concentración de salmuera residual.

Ercros tiene previsto invertir 22 millones de euros en su fábrica de Sabiñánigo, en el marco del Plan 3D, que persigue su transformación en una empresa sostenible. El plan contiene 20 grandes proyectos, ocho de los cuales se realizarán en Sabiñánigo. El alcance temporal del plan es el periodo 2021-2025, aunque la ejecución de varios proyectos de digitalización y descarbonización se extenderán hasta 2029.

Dentro de los ocho proyectos destaca la ampliación de la capacidad de la planta de clorito sódico, con la puesta en marcha de una nueva línea de producción que permitirá casi duplicar la capacidad actual. Igualmente, se construirá una nueva planta de concentración de salmuera residual.

Estos proyectos supondrán además la generación de nuevos puestos de trabajo, directos e indirectos, que se sumarán a los 218 trabajadores actuales de la plantilla serrablesa. Con estos proyectos “asentamos todavía más el futuro sostenible de la fábrica de Sabiñánigo, y los 22 millones se suman a los casi 86 que Ercros ha invertido en los últimos 14 años”, tal y como apunta el director general de negocios Agustín Franco.

Plan estratégico

El plan estratégico se asienta sobre tres dimensiones, Diversificación, Digitalización y Descarbonización, y el alcance temporal del mismo es el período 2021-2025, aunque la ejecución de varios proyectos de digitalización y descarbonización trascienden este plazo y se extenderán hasta 2029. Para este periodo, Ercros prevé una inversión total de 92 millones de euros y la generación de un ebitda adicional de 194 millones de euros.

De los 22 millones que Ercros prevé invertir en Sabiñánigo, el 55% irá destinado a la ampliación de la planta de clorito, el 37% a tres proyectos de descarbonización, que permitirán reducir el 20% las emisiones directas de CO2 de la fábrica, y el 8%, restante, a cuatro proyectos de digitalización.

Nuevas líneas de producción

La fábrica de Sabiñánigo cuenta con dos líneas de fabricación de clorito sódico (utilizado en la potabilización de aguas fundamentalmente en plantas desaladoras), cuya capacidad de producción es de 6.000 toneladas al año. La nueva línea permitirá duplicar la producción, hasta las 11.300 toneladas, y la mayor cantidad irán destinadas a la exportación. “Con esta inversión Ercros se convertirá en el mayor fabricante de este producto en Europa”, asegura el director general de negocios Y recuerda además que el Gobierno de Aragón ha declarado esta actuación como ‘Inversión de interés autonómico’. Su puesta en marcha está prevista para finales de 2022.

Por otro lado, se va a construir una nueva planta de concentración de salmuera residual. Se trata de “un proyecto de economía circular para aprovechar al máximo los residuos que se desechaban”, apunta Franco. La planta de fabricación de tabletas para el tratamiento de aguas de piscina de Sabiñánigo, que se amplió hace poco más de un año, genera una corriente salina en el proceso de producción, que se reutilizará gracias a las nuevas instalaciones. Es una sal “que tras su tratamiento puede ser usada como materia prima en la fabricación de otras plantas, en particular de clorato sódico y cloro sosa”, añade.  Esta nueva planta generará una disminución del consumo de gas de la fábrica de Sabiñánigo, y con ello bajarán las emisiones directas de CO2.

Respecto a la planta de fabricación de tabletas para el tratamiento de aguas de piscina, en cuya ampliación se invirtieron 14 millones de euros y produce 28.000 toneladas, Franco ha reconocido que se ha visto “saturada” en el primer año de funcionamiento y “ojalá tuviéramos una planta más grande”. Bien es verdad que se ha dado una circunstancia particular como el Covid, que ha aumentado el tratamiento de aguas en piscinas privadas en detrimento de las públicas. Por ello, “Ercros está estudiando cómo ampliar esta planta”, asegura.

Proyecto en estudio

A estos proyectos se suman otros de digitalización y descarbonización. Y en estudio está la construcción de una planta piloto, a escala semiindustrial, para la generación de hidrógeno verde, a partir de electrólisis de agua, que permitirá tener hidrógeno adicional al actualmente disponible, y se generaría a partir de energía renovable sin emisiones de CO2.

La realización de las ocho actuaciones estratégicas (que fomentan la diversificación de la actividad, aumentan la automatización de los procesos y mejoran las prestaciones ambientales de las instalaciones) consolida el futuro de la fábrica de Sabiñánigo. En los últimos 14 años (2007-2020), Ercros ha invertido en esta fábrica cerca de 86 millones de euros en actuaciones orientadas a la mejora tecnológica, la eficiencia energética de los procesos productivos y la ampliación de la capacidad de producción. El Plan 3D sucede al Plan Act (2016-2020), de adaptación al cambio tecnológico, que supuso la modernización de la estructura productiva de Ercros y la incorporación de importantes mejoras de eficiencia energética.

Comentarios